Archivo de la etiqueta: robótica

Presentamos ConectaCode en la asamblea de la Asociación Comunidad de Redes de Telecentros

La Asociación Comunidad de Redes de Telecentros celebra este año su asamblea anual en Murcia, los días 22 y 23 de marzo. La primera jornada tiene un carácter más interno y segundo día se organiza un acto público con la presentación de diferentes iniciativas relaciones con el ámbito de actuación de esta red. Desde Fundación Esplai presentaremos nuestro proyecto ConectaCode, con una conferencia de Gabriel González sobre la programación y la robótica educativa.

Desde el año pasado, Fundación Esplai ostenta la vicepresidencia de esta asociación (Isidre Bermúdez tiene el cargo).

La Asociación Comunidad de Redes de Telecentros es una entidad constituida en el año 2008 con el fin de agrupar a instituciones, entidades y colectivos que trabajan en la creación, dinamización y mantenimiento de espacios públicos destinados al fomento de la Sociedad de la Información en España, mediante la promoción del acceso de la ciudadanía a las tecnologías de la información y la comunicación, realizando esta actividad no con fines lucrativos sino como un servicio a la comunidad.

Está constituida por 12 de redes de telecentros, unas promovidas por entidades sociales, otras promovidas desde la Administración. Los ámbitos geográficos de estas redes también varían: unas son autonómicas, otras estatales.

Fundación Esplai participa en la Asociación como entidad social de ámbito estatal.

Más información en la Web de Asociación Comunidad Redes de Telecentros.

Elvira Aliaga González-Albo, Comunicación y Área de Participación y Tercer Sector 

Tecnología creativa en la XX Jornada de la Federación Catalana del Esplai en Barcelona

El pasado 28 de enero, el equipo de Fundación Esplai realizó un taller dirigido a monitores y monitoras de centros de ocio en el tiempo libre, interesados/as en introducir usos más creativos de la tecnología en sus centros.

El taller, realizado gracias a la línea de acción ConectaCode que Fundación Esplai desarrolla dentro del proyecto Red Conecta y Conecta Joven, tuvo como objetivo introducir a los asistentes a la programación sin código a través del entorno Scratch, y a los fundamentos de la robótica educativa usando el robot Zowi de BQ. Este taller es una de las muchas acciones realizadas a nivel nacional desde la Fundación,  para la promoción de las competencias tecnológicas y científicas entre los más jóvenes, gracias al apoyo de Microsoft y el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad.

La sesión, de carácter muy introductorio, permitió mostrar las posibilidades y quitar el miedo a unas herramientas que permiten desarrollar capacidades como la resolución de problemas, la creatividad, el trabajo colaborativo entre niños/as y jóvenes, y es una apuesta que muchos centros de esplai están valorando introducir en las acciones que ofrecen a las familias.  Con ello responden a una demanda creciente que les permitirá adaptarse a los nuevos tiempos, compatibilizando este trabajo con la tecnología con propuestas más tradicionales. Asimismo permitirá que aquellas entidades interesada, pertenecientes a Conecta Joven, introduzcan esta metodología para que jóvenes formen a otros niños/as y jóvenes en temas de “coding” ampliando el alcance del proyecto.

Gabriel González, área de e-inclusión.

La programación como propuesta educativa en niños y jóvenes

Si a un alumno le comentas que va a realizar una tarea, en la que va a tener que combinar todo lo aprendido, que le va a costar esfuerzo, y en la que probablemente vaya a cometer sucesivos errores antes de llegar a un resultado aceptable, probablemente se desmotivará rápidamente, por mucho que trates de hacerle ver que eso fomentará su capacidad de esfuerzo, que le permitirá organizarse mejor, que su propia gestión personal será más estructurada, que incrementará su motivación, mejorará su autonomía, fomentará su creatividad, por no hablar de su mejora profesional en su futuro Currículum Vitae. Entonces ¿por qué la programación es tan aceptada y solicitada entre los niños y jóvenes? En nuestra Asociación Life Three, además de impartir cursos a diferentes niveles en programación y robótica, llevados a cabo gracias a proyectos como los que realizamos con propuestas y coordinación de la Fundación Esplai en su línea conectaCODE, también damos actividades extraescolares en colegios e institutos y hemos comprobado que las relacionadas con las áreas de programación y robótica son las más solicitadas “por los alumnos” (no tanto por los padres).

La diversidad y alcance con la que nos encontramos en los diferentes tramos de edad, es muy grande, pero al mismo tiempo vemos que es una actividad muy integradora en la que ni el sexo ni la edad llegan a tener influencia en la capacidad de logros. Todas las actividades relacionadas con la programación requieren un alto grado de concentración porque las tareas son exigentes, ya que además de incorporar y aplicar lo aprendido, se le puede añadir lo que la imaginación te permita. En la programación pueden involucrarse muchas materias, como matemáticas, física, lengua, electrónica, etc. y todas las partes son bien aceptadas por los alumnos, como parte necesaria para obtener el objetivo, un resultado, un juego, etc. El potencial de la programación es tan importante, que actualmente se utiliza de manera transversal en prácticamente todas las áreas, desde medicina hasta arte.

Nuestros nativos digitales ven la programación como una parte avanzada del uso de las nuevas tecnologías que son parte de su vida.

Como “bonus extra”, el aprendizaje de la programación puede considerarse como una futura salida profesional, que está prevista como una de las cinco áreas más demandadas de salidas profesionales en los próximos años. Como parte de las actividades extraescolares que realizamos en institutos proponemos visitas a empresas privadas como Tecnilógica en este 2016, en donde, a los alumnos de las actividades extraescolares de programación, robótica, diseño 3D, etc., se les muestran los diferentes perfiles que trabajan en una empresa como ésta, así como la formación y conocimientos que son necesarios para su contratación, de manera que pueda realmente servirles en su futura orientación académica.

Existen países en Europa, como Estonia, Reino Unido y Francia que ya han incluido la programación en el currículo de sus colegios, alguno desde la edad de cinco años. En España, algunas Comunidades Autónomas como la Comunidad de Madrid y el Gobierno de Navarra son pioneras en la introducción de la programación y otras nuevas tecnologías como asignaturas. Desde nuestra experiencia, creemos el éxito de la aceptación e involucración de los alumnos en estos contenidos, no sólo consiste en la inclusión de esta información en la asignatura, sino que debe realizarse  acompañado de lo que en la actualidad lo hace atractivo para los jóvenes, como es la aplicación real y de ocio. El uso de técnicas y metodologías como la “gamificación” o de proyectos basados en competencias Science Technology Engineering Arts Mathematics (STEAM) consiguen captar una mayor atención por parte del alumno y por tanto se obtiene un mejor rendimiento, que puede llegar a beneficiar a muchas otras áreas de aprendizaje.

Tal y como dice Mitch Resnick, el director del grupo Lifelong Kindergarten del MIT, en su artículo “Learn to code, code to learn” más que aprender a programar se trata de programar para aprender. Con la famosa expresión “1 + 1 = 10” nuestros jóvenes comienzan su “out of the box” o pensamiento creativo, en un guiño claro al uso del sistema binario en computación.

Santiago de la Flor Cejudo es formador y coordinador en la Asociación Life Three en Madrid, perteneciente a Red Conecta.