muñeco saliendo por puerta de emergencia y texto de presentación del informe

Se presenta el informe sobre el estudio de la brecha digital en las personas atendidas por entidades sociales en Catalunya

El pasado 16 de junio desde la Taula d’Entitats del Tercer Sector y más concretamente su proyecto m4Social, se presentaron los resultados del estudio realizado por la Fundació Ferrer i Guàrdia, sobre el estado de la brecha digital de las personas atendidas en las entidades sociales en Catalunya.

El estudio analiza la brecha digital del colectivo desde la revisiónde los 3 niveles de brecha: de acceso, de uso y de uso útil, dejando claro algo que la actual pandemia provocada por la covid-19 ha puesto de manifiesto: la brecha digital sigue siendo un elemento de exclusión, incluso en su primer nivel, es decir, el referido a la incapacidad para acceder a recursos tecnológicos e Internet. En este sentido es paradigmático el ámbito de la educación, pero también el social, en el que hemos podido constatar cómo el acceso a ayudas vinculadas a donaciones de alimentos se gestionaban a través de herramientas digitales, dejando claro cómo la digitalización impregna cada vez más procesos de una sociedad que no ofrece las mismas posibilidades a aquellas personas que no tienen ni las competencias ni los recursos necesarios para desenvolverse en el mundo digital.

Estudios como éste, que parten de la captura de una realidad en base a una metodología y un estudio de campo diseñados ad hoc, en el que han participado numerosas entidades aportando espacios para la evaluación y análisis de la brecha digital con diferentes colectivos,  son imprescindibles para realizar un diagnóstico de cuál es la situación actual de la brecha digital de los colectivos más desfavorecidos. Una brecha que siguen muchas personas y que se suma a la exclusión que ya provocan otras razones de carácter social, económico, educativo, territorial o generacional, dejando a estas personas al margen de una sociedad que cada vez está más mediatizada por lo digital y en la que la falta de competencias y recursos digitales no permite el desarrollo integral de la persona a nivel formativo, laboral o social, impidiéndoles la participación como ciudadanía de pleno derecho.

Desde  Fundación Esplai estamos orgullosos/as de haber podido aportar nuestro pequeño grano de arena en el estudio, participando en las fases iniciales de diseño de la propuesta, a través del grupo motor del proyecto.

Os animamos a que podáis consultar más información acerca de este estupendo trabajo a través de los siguientes contenidos (en catalán):

Gabriel González. Innovación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *